Viernes, 15 de noviembre
Museo Alborania
Aula del Mar

El premio Ingeniero del Año viene a reconocer la gran labor de un Ingeniero Técnico de Telecomunicación así como su trayectoria profesional. En esta decima segunda edición, ha recaído en:

Miguel López Martínez (Almeria, 1961) es uno de esos profesionales que no ha cesado, ningún momento de su vida, de crea. Activo en diferentes ámbitos de la actividad económica de la provincia de Almería, ha sido creador de empresas, innovador en sectores, coadyuvador imprescindible de grandes proyectos, impulsor de organizadores en pro de la creación de valor para distintos ámbitos de la economía y personaje de referencia en el modelo económico almeriense basado en la innovación, la tecnología y la abnegación, a la búsqueda de grandes hitos.

Su formación como ingeniero técnico de Telecomunicaciones es el punto de partida para un alma creativa de grandes y también de pequeños proyectos, de una personalidad dedicada a cuidar el mínimo detalle de cada acción, estrategia o proyecto que ha acometido en su vida profesional.

Una actividad que arrancó con la creación de una empresa hecha a sí misma, anunciando con rigor su condición de constante adelanto a los tiempos. Datasys rompió moldes en la revolución tecnológica en el mundo de la agricultura, primero en Almería y más tarde fuera de dicha provincia. De la fusión de aquella empresa con Eurovía nació Grupo Hispatec, de la que fue director general de negocio.

Profesionalmente también ha sido directo general corporativo y consejero externo de Grupo de Empresas Jarquil, contribuyendo de manera decisiva en la diversificación de negocio de esta corporación del sector inmobiliario, lo cual se plasmó, por ejemplo, en su incursión en el desarrollo y gestión de centros deportivos, siendo consejero delegado de We Ocio y Salud y su centro de Granada.

El último sector en el que, por ahora, Miguel López ha plasmado su capacidad innovadora y de generación de valor ha sido el ‘agro’, en concreto en Grupo Agroponiente, empresa que conocía profundamente prácticamente desde su fundación y en la que ha ejercido como consejero, adjunto a la presidencia, consejero delegado y actualmente como vicepresidente, siendo pieza clave en el proceso de fusión en un nuevo y gran grupo, primero integrando Vegacañada y Lara Castañeda y más tarde coliderando junto al presidente el proceso de M&A derivado en la compra del 75% por parte del Fondo de Inversión Abac Solution.

Su larga trayectoria se ha plasmado también en el compromiso con las instituciones encargadas de aglutinar el negocio y su prospección en el desarrollo de valor y la transferencia de conocimiento hacia la sociedad. Así, ha sido presidente de la Asociación de Empresas Informáticas, Ofimáticas y de Telecomunicaciones de Almeria Infotal, presidente fundador de la Fundación Tecnova, de la cual ahora es presidente de honor y miembro del consejo rector, presidente del consejo general de la Industria Auxiliar de Agricultura de Asempal, vicepresidente de la Asociación de Turismo Residencial, presidente de varias comisiones y vicepresidente de la Cámara de Comercio de Almería, presidente de la Feria de Agricultura de Almería Expo Agro y copresidente del Grupo Bioeconomía de la Universidad de Almería.

Quienes lo conocen bien, saben que todo esto no es más que el pasado y el presente de este almeriense con la mente llena de proyectos a los que “hay que ponerle piernas”. Sus próximas realidades, sin duda, están ya en su inquieta cabeza.